Nacionales

ONG denuncian la aprobación de recursos para la compra de unidades de extracción de datos

Referencial
Redacción Papagayo
Escrito por Redacción Papagayo

Alrededor de 25 organizaciones no gubernamentales han solicitado a la gerencia de la empresa Cellebrite, radicada en Israel, que actúen rápidamente para prevenir la venta de cualquier tecnología de extracción de datos o vigilancia al régimen de Nicolás Maduro.

El pasado jueves 14 de noviembre, el líder chavista aprobó la compra de unidades Cellebrite UFED Touch2 por 51.300 euros. Estos dispositivos son usados para hackear y extraer todos los datos en un teléfono celular, como conversaciones, fotos, documentos y correos electrónicos.

De acuerdo con lo indicado por el portal de Opinión y Noticias, estos dispositivos son utilizados para investigaciones criminales legítimas, “pero regímenes represivos abusan de ellos”. Destaca que este anuncio genera miedo ante el posible abuso de la herramienta para perseguir aún más a activistas, disidentes, periodistas y sus fuentes.

Algunas organizaciones en contra de la compra son:

  • Venezuela Inteligente.
  • El proyecto VE sin Filtro.
  • Espacio Público.
  • Redes Ayuda.
  • Okthanks.
  • Derechos Digitales.
  • TEDIC – Paraguay.
  • Internet Society, Capítulo Venezuela.
  • Centro para los Defensores y la Justicia (CDJ).
  • Promoción Educación y Defensa en DDHH – PROMEDEHUM.
  • Centro de Derechos Humanos de la Universidad Católica Andrés Bello (CDH-UCAB),
  • Asociación Civil Fuerza, Unión, Justicia, Solidaridad y Paz (FUNPAZ).
  • Dirección de Telecomunicaciones y Servicios (ULA).
  • Colegio Nacional de Periodistas.
  • Organización Trébol.
  • Asociación por los Derechos Civiles.
  • Justicia y Paz OP Venezuela.
  • Gobiérnatec.
  • Clima21 – Ambiente y Derechos Humanos.
  • Acción Solidaria.
  • Observatorio cubano de derechos humanos (OCDH).
  • IPANDETEC Centroamérica.
  • Hiperderecho.
  • Laboratorio de Paz.
  • Provea.

Dichos movimientos hacen un llamado tanto a la empresa Cellebrite basada en Israel, como a su empresa matriz Sun Corporation y al Gobierno de Israel, y cualquier otro Gobierno en una posición apta, para que actúen rápidamente y así prevenir la venta de este tipo de tecnología.

Actualmente Venezuela atraviesa una grave crisis que implica la violación sistemática de derechos humanos. Casos de tortura y presos de conciencia han sido registrados y rechazados por la oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, organizaciones internacionales como Amnistía Internacional y defensores de derechos humanos.

Con información de Opinión y Noticias.

Sobre el autor

Redacción Papagayo

Redacción Papagayo

Deja un comentario